(Caracas, 13.12.17).- El Parlamento Europeo concedió este jueves el premio Sájarov 2017 a la libertad de conciencia al líder político venezolano y preso de consciencia, Leopoldo López, junto a los demás presos políticos y la oposición democrática de Venezuela, por su lucha incansable por la defensa de los derechos humanos y las libertades fundamentales. En voz del alcalde metropolitano en exilio, Antonio Ledezma, López pidió a Europa mantenerse firme en su compromiso para lograr la libertad de más de 300 presos políticos y de 30 millones de venezolanos.
El premio entregado hoy por el presidente de la Eurocámara, Antonio Tajani, en Estrasburgo, a la oposición democráticamente representada en la Asamblea Nacional y todos los presos políticos, es el máximo reconocimiento que otorgan las instituciones comunitarias a personas que se hayan distinguido por su defensa de los derechos humanos y supone el reconocimiento de la Unión Europea para dar resonancia global a situaciones de injusticia.
Ledezma, encargado de recibir el premio Sájarov junto al Presidente de la Asamblea Nacional, diputado Julio Borges, señaló que “el pueblo venezolano lucha por su supervivencia y para poder ser libres tenemos que tener libertad y es la voz de sus presos políticos, en cuyo nombre me envió Leopoldo López esta reflexión: ‘la libertad para quienes viven en democracias saludables es muchas veces un abstracto, para quienes carecemos de ella es tan vital como el oxígeno. Le pedimos a Europa se mantenga firme en su compromiso para lograr la libertad de más de 300 presos y de 30 millones de venezolanos que hoy no respiramos libertad’. Esta es la reflexión de todos los presos políticos y de un pueblo que quiere resolver sus problemas y conflictos por la vía democrática. No estamos buscando a Dios por los rincones”, generando los aplausos del auditorio.
El presidente Tajani expresó que este premio es un homenaje a quienes han dedicado su vida a la defensa de los derechos humanos y las libertades fundamentales, como “Leopoldo López, Antonio Ledezma, Daniel Ceballos, Lorent Saleh, Andrea González y Alfredo Ramos, pero más allá de ellos, el premio es para todos los venezolanos del mundo”. Agregó que no se puede olvidar a todos quienes permanecen en las cárceles de Venezuela por razones políticas y que personalmente remitirá una carta a los más de 300 presos políticos.
“Queremos que el país regrese a la democracia, a la dignidad y a la libertad; que cese la crisis económica y humanitaria y restablecer la libertad de expresión y comunicación, así como liberar a los presos políticos y que haya elecciones libres con la participación de todos sin limitaciones para que los venezolanos puedan decidir su destino. Por eso entregamos este año el Premio Sájarov a la oposición democrática venezolana”.
Precisó Tajani que el Parlamento Europeo siempre reconocerá a la Asamblea Nacional democráticamente electa por el pueblo de Venezuela.
Durante su discurso el diputado Julio Borges pidió un aplauso especial para Antonieta Mendoza de López y Leopoldo López Gil, “padres de mi amigo personal Leopoldo López”, Antonio Ledezma, Patricia de Ceballos, esposa del alcalde depuesto de San Cristóbal Daniel Ceballos “quien lleva 4 años injustamente encarcelado”, así como para todos los presos y exiliados políticos”.
Destacó Borges que el Premio Sájarov lo reciben todos los afectados por la crisis humanitaria impulsada el régimen de Nicolás Maduro, especialmente más de 157 asesinados por la represión desatada por dictadura durante las protestas protagonizadas legítimamente por cientos de miles de venezolanos durante este año. “Este premio resuma nuestra lucha persistente por conquistar la libertad”.
Borges y Ledezma señalaron que el llamado socialismo del siglo XXI solo ha generado miseria, hambre y pobreza, inclusive dilapidando la mayor bonanza petrolera en la historia venezolana que representa 10 veces más el presupuesto de la Unión Europea. Borges insistió en la necesidad de la ayuda humanitaria para Venezuela, de la cual Lilian Tintori ha sido una de las principales promotoras y activistas desde la plataforma Rescate Venezuela. Pidió también al presidente del Parlamento Europeo enviar una misión a Venezuela para garantizar que haya elecciones transparentes, limpias y democráticas, con condiciones electorales justas y sin presos ni inhabilitados políticos.
Como se recordará, Leopoldo López fue arbitrariamente encarcelado el 18 de febrero de 2014 por expresar sus ideas de cambio y con ellas guiar al pueblo venezolano en la conquista de la libertad frente a la dictadura de Nicolás Maduro. Tras más de tres años de reclusión en la cárcel militar de Ramo Verde donde fue objeto de torturas y violación de sus derechos humanos y fundamentales, hoy día cumple una sentencia injusta a casi 14 años de prisión bajo casa por cárcel, dictamen que además persiste en la violación de todos sus derechos y le impide expresarse por medios convencionales y no convencionales.
La designación de la oposición venezolana fue promovida por el Partido Popular Europeo y el grupo liberal ALDE.  En lo que va de siglo, otras tres candidaturas latinoamericanas han recibido el premio Sájarov, todas ellas cubanas: los disidentes Oswaldo Payá y Guillermo Fariñas lo recibieron en 2002 y 2010 respectivamente, mientras que en 2005 fue a parar a las Damas de Blanco, colectivo formado por madres y esposas de dirigentes cubanos encarcelados por el régimen.
El premio Sájarov a la libertad de conciencia lo han recibido personalidades como Nelson Mandela; opositores al régimen cubano como las Damas de Blanco o Guillermo Fariñas, Alexander Dubcek político e impulsor de la Primavera de Praga-Checoslovaquia, Naciones Unidas, entre otros.
Pese al ensañamiento permanente del régimen contra él, su familia y su partido Voluntad Popular, Leopoldo López no ha cesado en su incansable lucha, resistencia y acompañamiento al pueblo venezolano en la conquista de la libertad frente al régimen de Nicolás Maduro, que ha sumido al país suramericano en la peor crisis humanitaria de la historia, con una inflación desbordada y una persecución política que hoy mantiene a más de 300 presos políticos.